Plex + Raspberry Pi + ExFat HDD

Helguera
Written by Helguera on
Link
Plex + Raspberry Pi + ExFat HDD

En el post de hoy te explico como montar un servidor Plex en una Raspberry y usar un HDD en formato Exfat para almacenar los archivos multimedia.

Plex

El sistema operativo que estoy usando es Raspbian OS Lite. No tiene, interfaz gráfica, solo una terminal, pero sera más que suficiente. Además solo pesa 480 mb. Lo puedes econtrar en la página oficial.

Pasos iniciales

Lo primero antes de todo, siempre es recomendable actualizar la Raspberry.

sudo apt-get update
sudo apt-get upgrade

Recuerda: para poder acceder a la Raspberry Pi por ssh es necesario crear un archivo vacio de nombre “ssh” en la raiz de la tarjeta SD.

Consejo: puedes ejecutar el siguiente comando desde tu ordenador para descubrir la IP que el router le ha asignado a la Raspberry.

arp -a | findstr b8-27-eb

Bien, ahora ya estamos seguros de que la Raspberry esta al día y de que no nos falta nada que podamos necesitar.

El siguiente paso será añadir el repositorio de Plex a la lista de repositorios del sistema.

sudo apt-get install apt-transport-https
curl https://downloads.plex.tv/plex-keys/PlexSign.key | sudo apt-key add -
echo deb https://downloads.plex.tv/repo/deb public main | sudo tee /etc/apt/sources.list.d/plexmediaserver.list

Al haber incluido un nuevo repositorio será necesario ejecutar el comando “update” para refrescar la lista.

sudo apt-get update

Instalación

Con los pasos previos completados, ya solo queda instalar el servidor Plex.

sudo apt install plexmediaserver

Iniciar y parar el servidor

Por defecto el servidor está ya levantado una vez acaba la instalación o al reiniciar la Raspberry. En cualquier caso, el comando en caso de que no lo esté:

sudo service plexmediaserver start

Del mismo modo, si se quiere parar el servidor:

sudo service plexmediaserver stop

Conectar HDD Exfat

La primera idea que se nos puede ocurrir es simplemente conectar el disco duro externo (o interno con una carcasa) a uno de los puertos USB de la Raspberry. Y sí, con eso podría ser sufiente. Así que es lo primero que vamos a probar:

Haciendo uso de el comando df podremos ver la lista de dispositivos conectados:

df -h

Tendremos que encontrar una línea con el nombre de nuestro disco (no tiene por qué ser igual a la que ves a continuación, pero sí tiene que empezar por /dev):

/dev/sda1       932G  222G  710G  64% /media/pi/mi-disco

En mi caso el sistema de ficheros tiene de nombre /dev/sda1.

IMPORTANTE: Si tu disco no aparece listado, echa un vistazo al siguiente apartado antes de continuar en el que hablo acerca de la alimentación externa. Probablemente resuelva tu problema.

Para que la Raspberry reconozca el formato Exfat instalamos lo siguiente:

sudo apt install exfat-fuse
sudo apt install exfat-utils

Creamos un directorio donde montaremos el disco:

sudo mkdir /media/mydisk

Y finalmente montamos el disco:

sudo mount -t exfat /dev/sda1 /media/mydisk

Alimentación externa

Si conectando el HDD a la Raspberry no te ha funcionado, probablemente sea porque éste necesita más potencia de la que la Raspberry le puede dar. Hay dos soluciones a esta situación:

  1. Utilizar una carcasa que tenga entrada para alimentación externa.
  2. Utilizar un rack de USB con alimentación externa -> Link de Amazon.

En mi caso, al ya tener una carcasa sin alimentación comprada de antes de que me surgiese este problema, la única solución que me quedó fue la segunda.

24/7 conectado, ¿hasta que punto es recomendable?

El gran debate: el disco duro está girando 24 horas al día incluso si no lo estoy utilizando ¿puede llegar a romperse o deteriorarse su vida útil?

Esta pregunta no tiene una respuesta tán fácil como sí o no. Existen numerosos artículos que comparan entre tener un disco duro girando ininterrumpidamente con apagarlo y encenderlo cada vez que hagamos uso de él. Recuerda que en todo momento en este artículo me estoy refiriendo a discos duros, cuyos componentes son mecánicos, no a un disco de estado sólido (SSD).

En lo personal, yo prefiero que si el disco no se está utilizando, mejor que no gire. Existe una herramienta con la que se puede conseguir este fin: hdparm.

Wikipedia: hdparm es una utilidad de línea de comandos de los sistemas operativos GNU/Linux y Windows para ver y ajustar los parámetros del hardware de los discos IDE y SATA1​. La utilidad puede ajustar parámetros como el caché de disco, el modo de descanso, el control de energía, la gestión acústica y los ajustes DMA. Suele venir instalado por defecto en la mayoría de distribuciones GNU/Linux.

Por lo tanto, con el siguiente comando el disco dejará de girar si está 3 minutos inactivo. En el momento en el que se acceda a su información volverá a girar de nuevo:

hdparm -B 50 -S 36 /dev/disk/by-label/nombre-del-disco

Conclusión

En este punto Plex ya estará intalado y listo para su uso. Puedes acceder a su interfaz gráfica mediante un navegador web que esté en la misma red local a través de la dirección:

http://ip-rasberry:32400/web/index.html

Espero que te haya sido útil,

Javier Helguera.

Comentarios